30 jul. 2009

Cheese rolling


Que los ingleses son unos marcianos es conocido por todos. En el pasado, mientras unos se dedicaban a invadir y colonizar [¡Gibraltar español!] mundo, otros inventaban deportes desde casa. Muchos han tenido aceptación, como el fútbol, el rugby o el polo. Mención aparte merece el cricket, que aunque han intentado explicármelo diez o doce veces, aún no consigo entenderlo. Otras prácticas deportivas han quedado en casa, creo que más por vergüenza que por falta de popularidad. Tenemos el lanzamiento de troncos de árbol a distancia o el “Cheese rolling”. Este curioso deporte consiste en tirar un queso colina abajo y salir corriendo detrás para intentar atraparlo. Dudo que nadie lo haya conseguido nunca, porque el queso puede alcanzar velocidades de 112 Km/hora. En la carrera se producen roturas de todo tipo: brazos, piernas, crismas.
Ya que YouTube amablemente ofrece imágenes del evento, os dejo en sus manos.

1 comentario:

Mónica dijo...

Parecen de goma. Al principio creí que había uno en bolas.